jueves, noviembre 30, 2006

Varia

En ocasiones una disculpa elegante justifica sobradamente una espera demorada. Me escribe J.:

Acabo de leer una frase del recientemente premiado Raúl Guerra Garrido: "De entre dos puertas, elige la cerrada; entre dos cerradas, la que esté prohibida, y entre dos prohibidas, la que más miedo te dé". Cualquiera diría que yo tardo más en contestar los correos que quien se encontrara ante tales dilemas. Procuraré enmendarme.

* * *

El otoño en el parque
ensarta brochetas de luna
con las ramas desnudas de un árbol.
* * *

Le están poniendo espejos a las casas que miran al Muro:
¿se asustará la marea en los días de mucho oleaje?

4 comentarios:

R. dijo...

Querido Diario(s) de Rayuela, me permito grafittear ( ¿se esctibirá así?) su bella entrada ... linda imagen la suya. (Ella uno de mis fantasmas)

Saludos hoy por la tarde.

R.

EL ESPEJO

Soy de plata y exacto. No tengo prejuicios.
Todo lo que veo lo trago de inmediato
tal y como es, sin la turbiedad del amor o de la antipatía.
No soy cruel, sólo veraz-
El ojo de un diosecillo, con cuatro esquinas.
La mayor parte del tiempo medito sobre la pared de enfrente.
Es rosada, con manchas. La he mirado tanto
que creo que forma parte de mi corazón. Pero se mueve.
Caras y oscuridad nos separan una y otra vez.

Ahora soy un lago. Una mujer se asoma sobre mí,
buscando en mi extensión lo que ella es en realidad.
Luego se vuelve hacia esas embusteras, las velas o la luna.
Veo su espalda y la reflejo con fidelidad.
Me recompensa con lágrimas y gesticula con las manos.
Soy importante para ella. Viene y va.
Cada mañana es su cara lo que sucede a la oscuridad.
En mí ha ahogado a una muchacha, y desde mi una mujer mayor
se eleva hacia ella día tras día, como un pez terrible.

Sylvia Plath.

R. dijo...

Ou (escribirá) ... no hay caso, hoy no doy una.

R. dijo...

(y omita un su) jajajaja

=(

¡ay!

Ok ok... si, sí, ya me voy ... ya me voy.

Francisco Ortiz dijo...

Raúl Guerra Garrido, mucho mejor escritor de lo que creen muchos.